El Kinito






Una reunión entre amigos se puede volver más interesante entre botellas y un par de dados. Solo es necesario conocer las indicaciones para hacer que un rato pase a ser completamente divertido y que cualquier casa se convierta en Las Vegas.

El Kinito es un juego ideal para grupos medianos, es una versión sencilla y muy divertida del póker con dados, donde solo se necesitan dos dados y un pequeño envase. Un jugador inicial lanza las piezas y solo él puede ver el resultado, luego debe decir la cifra al siguiente jugador.

¿Aún están sobrios? El juego apenas comienza. La intención es jugar con mucha astucia y tratar de engañar al siguiente en el turno, por lo tanto, está prohibido decir una suma menor de seis (6), así sea mentira. La siguiente persona al turno debe decir “le creo” o “no le creo” ¿Fácil? Si le cree, debe tirar los dados e intentar igualar o superar la suma, si no lo logra ¡BEBE! También puede mentir, pero si lo pillan ¡BEBE!

En caso de que el jugador diga “no le creo” y haya dicho la suma real ¡BEBE! Pero si de verdad descubrió la mentira, el primer jugador ¡BEBE!

En el juego existen otras razones para beber. Al jugador que se le caiga un dado debe beber, pero si se le caen dos dados ¡BEBE! ¡BEBE! Y si también se le cae el envase de los dados, cinco tragos lo harán concentrarse mejor.

Un kinito se logra cuando un jugador suma 3 u 11 puntos ¿Qué gana? La posibilidad de obligar a un jugador a tomar un trago. En su defensa, el jugador electo puede intentar un contrakinito, donde debe lograr la misma suma en 3 oportunidades, haciendo que el primer ganador tome su trago más uno extra por cada kinito logrado.



Y algo más… Cada vez que salga 1 y 6 ¡TODOS BEBEN!

Comentarios

Entradas populares de este blog

Problemas con la calefacción

Boda ideal Pasos básicos

Cómo saber cuándo hay problemas con el regulador de voltajes